martes, 7 de septiembre de 2010

BRASIL NO ES LO QUE PINTA CLARIN -PARTE 2- EL GRITO DOS EXCLUIDOS


EL GRITO DOS EXCLUIDOS

El Grito de los Excluidos es una manifestación popular cargada de simbolismo, es un espacio de animación y profecía, siempre abierto y plural de personas, grupos, entidades, iglesias y movimientos sociales comprometidos con las causas de los excluidos.

Como indica la propia expresión, se constituye en una movilización con tres sentidos:

* Denunciar el modelo político y económico que, a la vez, concentra riqueza y renta y condena a millones de personas a la exclusión social;
* Hacer público, en las calles y plazas, el rostro desfigurado de los grupos excluidos, víctimas del desempleo, de la miseria y del hambre;
* Proponer caminos alternativos al modelo económico neoliberal, de forma a desarrollar una política de inclusion social, con la participación amplia de todos los ciudadanos.

El Grito se define como un conjunto de manifestaciones realizadas el Día de la Patria, 7 de septiembre, intentando llamar a la atención de la sociedad para las condiciones de creciente exclusión social en la sociedad brasileña.


video

Como mostraba nuestro corresponsal MARCELO CHAMORRO desde Rio de Janeiro, este 7 de setiembre se llevó a cabo el 16º Grito de los Excluidos/as en Brasil, bajo el lema: ¿Dónde están nuestros derechos? ¡Vamos a las calles para construir el poder popular!.
En cientos de municipios del país, los movimientos sociales, pastorales sociales, partidos y diversos tipos de organizaciones populares unen sus Gritos en un solo clamor, en un período de la historia del país en que "todo parece que va bien", pero que en realidad esta supuesta bonanza esconde las profundas inequidades e injusticias estructurales de la sociedad.

De forma simultánea, entre los días 1º y 7 de setiembre se realizará un Plebiscito Popular por un Límite a la Propiedad de la Tierra, evento que es resultado de más de diez años de debates y luchas en todo el país por un reconocimiento de que la tierra debe distribuirse de forma que incluya a los millones de campesinos sin tierra que se debaten entre el hambre y la miseria de las 'favelas' en un país donde el 1% de los terratenientes controlan casi el 50% de las tierras disponibles y donde los campesinos que luchan por acceso a la misma, son asesinados, perseguidos y criminalizados cotidianamente.

En Brasil, se registran al menos 765 conflictos anuales por el derecho a la tierra, y más de 92500 familias involucradas en estos conflictos; en las últimas dos décadas, se registran más de 63 asesinatos anuales contra dirigentes, activistas y defensores de los derechos humanos en el campo.
Durante el lanzamiento del Plesbicito en Rio de Janeiro, del 2003 a la fecha el incremento de la violencia en el campo ha llegado a niveles nunca antes vistos en la historia del país (solo en el 2003 fueron asesinados 73 líderes y activistas de la reforma agraria en el país).
Si en 1997 el gran agronegocio (soja, caña de azúcar, maíz) ya controlaba 27 millones de hectáreas, en la actualidad controla unas 41 millones de hectáreas, con el desplazamiento de millones de personas y la destrucción irreparable de los biomas del país.

VIVIMOS EN PAISES DIFERENTES???

No hay comentarios:

Publicar un comentario